Blogs

Tags

LA ELEGANCIA DEL ERIZO

12/MAY

El libro narra la historia de Renée, una mujer que oficia de portera del número 7 de la calle Grenelle. Bajo una apariencia simplona e inculta, Renée esconde algunos secretos, como leer libros de filosofía, aunque prefiere las grandes novelas de la literatura rusa de principios del siglo XX. En el mismo edificio vive Paloma, una niña de doce años dotada de una inteligencia extraordinaria, que rechaza el mundo de los adultos al punto que ha decidido suicidarse en el 16 de junio, el día de su 13° cumpleaños. A lo largo del libro son las propias Renée y Paloma las que van contando sus respectivas historias.

Manuela Lopes es amiga suya, baja habitualmente a la portería donde, bebiendo té, ha hecho amistad con la portera, jamás se han tuteado. Tiene unos ademanes muy aristocráticos.

Y aquí encontramos una referncia al Té, una hermosa reflexión de su ritual:

"¿Dónde se encuentra la belleza? ¿En las grandes cosas que, como las demás, están condenadas a morir, o bien en las pequeñas que, sin pretensiones, saben engastar en el instante una gema de infinitud?
El ritual del té, esta repetición precisa de los mismos gestos y de la misma degustación, este acceso a  sensaciones sencillas, auténticas y refinadas, esta licencia otorgada a cada uno, sin mucho esfuerzo, para convertirse en un aristócrata del gusto, porque el té es la bebida de los ricos como lo es de los pobres, el ritual del té, pues, tiene la extraordinaria virtud de introducir en el absurdo de nuestras vidas una brecha de armonía serena. Sí, el universo conspira a la vacuidad, las almas perdidas lloran la belleza, la insignificancia nos rodea. Entonces, tomemos una taza de té. Se hace el silencio, fuera se oye soplar el viento, crujen las hojas del otoño y levantan el vuelo, el gato duerme, bañado en una cálida luz. Y, en cada sorbo, el tiempo se sublima."
 

Añadir Comentario

Dejar este campo en blanco (anti spam):